El fitball: por qué introducir este material en tus entrenamientos

Qué beneficios aporta el fitballa



¿Estás cansado de realizar ejercicios a través de métodos convencionales? Cuando realizas actividades físicas como el ejercicio aeróbico, las actividades de musculación; o cualquier otro ejercicio que incluyas día a día durante mucho tiempo, es probable que llegues a un punto donde el ejercicio no te ofrezca los resultados esperados y te canses con mayor facilidad.

No llegar al conseguir los objetivos marcados ni a mejorar los resultados ya obtenidos es una cuestión de asimilación. El organismo ya se ha acostumbrado a ciertas actividades, por lo que tendrás que añadir variedad para volver a disfrutar de las ventajas del deporte.

Una opción para trabajar tu cuerpo son las fitballs. Se trata de una pelota de plástico gigante con la que puedes efectuar multitud de variaciones y es totalmente efectiva para mejorar tu organismo. Aprende por qué introducir este material en tus entrenamientos. Con tan solo 1 hora de sesión de fitball cada vez que quieras hacer ejercicio conseguirás todos sus beneficios.

Cómo puedes beneficiare de entrenar con fitballs

Para qué sirve el fitball

El fitball es un material cada vez más utilizado en clases colectivas de gimnasio como el pilates, el entrenamiento funcional… Pero también puedes usarlo para trabajar en casa. Y es que el uso de la pelota suiza favorece todo el organismo. Descubre cómo puedes beneficiarte de entrenar con fitballs y decide si incluirlas en tus entrenamientos.

Mejora tu postura

Si tienes una mala postura a la hora de realizar acciones básicas del día a día (correr, andar, cocinar…), va a repercutir en el gasto de tu energía, y el consiguiente desgaste de ésta. El hecho de introducir los ejercicios de fitball van a ayudarte a corregir este problema. Y no solo eso, la bola hará que disminuya el riesgo de lesión (sobre todo de espalda), mejores tu equilibrio, tu agilidad y tu rendimiento en general.

Favorece el equilibrio

La forma de la pelota hace que tu cuerpo pueda entrenar el equilibrio y la estabilidad. Los músculos estabilizadores previenen las lesiones, coordinan los movimientos y estabilizan los músculos.

El trabajo mediante el fitball contribuirá a la salud del sistema músculo-esquelético, así como al levantamiento de peso.

Fortalece los músculos centrales

El trabajo con el fitball significa el uso constante de tus músculos centrales. Por ello, si trabajas también con pesas y máquinas, evita trabajar esta zona para no sobreentrenarla.

Con el uso del fitball conseguirás un núcleo más funcional gracias a la mejora de tu musculatura abdominal y la tonificación de tu espalda.

Herramienta rehabilitadora

El fitball es un instrumento perfecto para personas que acaban de sufrir alguna inervención quirúrgica espinal, o tienen problemas de espalda.

El tratamiento con la pelota suiza, y sus diferentes alternativas en cuanto a ejercicios, favorecerán la recuperación de tus problemas, a la vez que reduce la probabilidad de recaída. Conseguirás estimular la activación de tus músculos estabilizadores. Un factor esencial para recuperarte de lesiones ortopédicas y prevenirlas.

Mejora tu gravedad

Tener una mala postura en ocasiones viene derivado por la gravedad. No saber combatir la gravedad provoca fatiga postural y otra serie de inconvenientes en tu organismo.

Añadir el trabajo de fitball en tu rutina de entrenamiento activará tu estabilizador muscular, con lo que conseguirás que tus músculos puedan combatir este problema.

¿Has trabajado alguna vez con fitballs? Ahora ya conoces los beneficios de incluir este elemento en tus entrenamientos. Añádelo y descubre todas las ventajas que puede llegar a ofrecerte.