Trucos para ponerse en forma sin necesidad de pisar el gimnasio

0
Claves para ponerse en forma sin pisar el gym

Normalmente asociamos hacer deporte y ponernos en forma con ir al gimnasio, pero no hace falta tocar ninguna pesa ni pisar el gimnasio para entrenar y mejorar nuestra condición física. Hay muchos detalles del día a día que nos ayudarán a ponernos en forma, y tenemos alternativas al gym para entrenar.

¿Cómo entrenar sin pisar el gym?

A continuación te proponemos 6 trucos para ponerte en forma fuera del gimnasio de la mano de Fiteo, y seguro que si sigues estos consejos no tardarás en notar los resultados. Además, son muy fáciles de seguir.

1 Aprovecha los espacios verdes

Por suerte, las autoridades de nuestros municipios son cada vez más conscientes de la importancia que tiene un estilo de vida activo, y nos encontramos con que la mayoría de ciudades cuentan con zonas donde podemos hacer deporte al aire libre. Contar con un espacio verde para ejercitarnos es la excusa perfecta para entrenar y disfrutar de la naturaleza. Las alternativas son múltiples, desde el entrenamiento HIIT al running, la calistenia, la comba o cualquier otra actividad que se pueda hacer al aire libre.

2 Ejercítate en tu día a día

Te sorprenderá la cantidad de gente que utiliza el ascensor en vez de subir o bajar por las escaleras y lo primero que hace cuando llega al gimnasio es irse a la máquina de steps. Si hay una máquina que simula las escaleras es porque subir y bajar escaleras nos ayuda a tonificar glúteos o piernas, es una forma más de mantenernos activos, y uno de los ejemplos más evidentes de que si cambias un poco tu rutina ganarás en forma física. Desplazarnos en bici o a pie es otra forma de entrenar en nuestro día a día, y ni siquiera nos daremos cuenta.

3 Una alimentación sana y equilibrada

Hay dos factores clave a la hora de ponernos en forma: alimentación y descanso. Habrás oído eso de que somos lo que comemos, y es cierto, así que evita los alimentos ultraprocesados y los que nos aportan muchas calorías. Come 3 frutas al día, haz 5 comidas diarias, bebe al menos 2 litros de agua diarios y trata de regular el horario de las comidas. Puedes completar tu dieta con los suplementos para deportistas. Además, no olvides descansar lo necesario para que el cuerpo pueda recuperarse.

4 Tírate al agua

Piscina, playa, río, lago... cualquier opción es interesante, pero ponte a nadar siempre que puedas. La natación es el deporte más completo que hay, no es ningún tópico, ya que nos permite trabajar todos los grupos musculares de forma simultánea: brazos, piernas, tronco... Además, tendrás que trabajar la respiración, lo que repercutirá en una mejora de tus capacidades cardiovasculares. Por si fuera poco, es un deporte nada lesivo que nos puede ayudar a recuperarnos de lesiones.

5 Baila siempre que puedas

Otra actividad interesante para ejercitarnos es bailar. Si eres una persona tímida y te da vergüenza que te vean bailar en público puedes hacerlo en casa, pero intenta bailar siempre que puedas. El baile nos proporciona disciplina y coordinación, una coordinación que nos ayudará en especial a medida que nos hagamos mayores. Además de ser un buen activador físico, el baile es alegría, nos ayuda a dejar atrás el estrés del día a día, y eso debería ser excusa suficiente para lanzarnos a la pista de baile (aunque sea doméstica).

6 Andar también es hacer deporte

Decíamos antes que si puedes ir andando al trabajo aproveches, pero tanto si andas en tu día a día como si vas en otros medios de transporte, debes tener en cuenta que actividades como el trekking y el senderismo también nos ayudan a ponernos en forma. Y no solo eso, caminaremos en un entorno natural, ideal para respirar aire puro y disfrutar de la naturaleza, un equilibrio que tu cuerpo y tu mente te agradecerán. No dejes pasar la oportunidad de ejercitarte un poco y disfrutar del aire libre.



Estar en forma sin ir al gimnasio

Fiteo