Tipos de reflexología

0

La reflexología nos ofrece una gran variedad de prácticas interesantes. La iridología, por ejemplo, sirve para diagnosticar las enfermedades de los pacientes, a través de las zonas microreflejas, localizadas en el iris del ojo.

Tenemos también, a la reflexología podálica y la acroreflexología, que se concentran en las zonas reflejas ubicadas en las extremidades.  La reflexología de los dedos y las uñas, deriva de un tipo de medicina oriental llamado Su Joc.

Dentro de este tipo de terapia reflexológica, se utilizan imanes o vegetales sobre las zonas correspondientes. Otra técnica oriental es la reflexología de abdomen, proveniente de Corea y Japón, que básicamente, utiliza los mismos principios de la reflexología convencional en esta área del cuerpo.

La reflexología podal

La técnica de la reflexología podal se realiza con el dedo pulgar, al ser el que cuenta con mayor fuerza y flexibilidad de los cinco. Se debe de evitar tocar al paciente con las uñas y, de considerarlo necesario, el terapeuta puede hacer uso de todos sus dedos.

Una vez localizadas las zonas reflejas, el reflexólogo ejercerá una ligera presión en ellas, que irá aumentando poco a poco. Es posible que el paciente sienta dolor en los órganos afectados cuando se ejerza la presión sobre la zona de reflejo del pie. La fuerza, la reacción y el ritmo del trabajo de la reflexología podal responden en función a la reacción del paciente. Las zonas del pie deben ser masajeadas al milímetro, a un ritmo moderado. El terapeuta deberá ir buscando el nivel de presión adecuado, sin llegar a causar dolor o incomodidad. La presión se puede ejercer durante unos segundos o minutos, según la tolerancia del paciente.

La reflexología facial

la-reflexologia-facial

La reflexología facial es el resultado una técnica similar empleada en los pies y en la palma de las manos para disminuir los dolores corporales. A través de la presión en distintos puntos del rostro se activa la circulación sanguínea y con ella se obtiene una mejora en el estado emocional. La efectividad de la reflexología se debe a las más de doscientas terminaciones nerviosas que en nuestro rostro se hallan unidas al sistema nervioso central. Todas relacionadas a los órganos internos, aparato circulatorio, glándulas y sistema linfático.

La reflexología facial es una técnica que se remonta a más de 4,000 años. Cuando culturas como la egipcia y la china  la utilizaron sin ni siquiera saber que años más tarde sería empleada por la medicina moderna. De hecho algunos papiros demuestran que los egipcios se valieron de la reflexología para curar diversas enfermedades.

A principios del siglo pasado (1913), el médico William Fitzgerald motivado por el estudio de estas antiguas técnicas decide combinar lo aprendido para terapia. Así surge  la reflexología, un método que alivió y eliminó las dolencias en algunas personas mediante la presión en las zonas reflejas y que desde entonces se ha seguido practicando en todo el mundo.

La reflexología en la piel

reflexologia-en-la-piel

La reflexología en la piel es una técnica que puede aplicarse sobre todo el cuerpo ya que en casi toda la piel del ser humano se encuentran localizadas una cantidad considerable de áreas microreflejas que cumplen la misma función que las zonas reflejas.

Funíce D. Ingham, una de las principales difusoras de la reflexología en la piel, recomienda practicarla ejerciendo presión con el pulgar sobre estos puntos, de forma similar a la digitopuntura.

Para la correcta ejecución de la reflexología en la piel, el paciente debe estar en una camilla que esté a la altura de la cintura del  terapeuta. Los movimientos del masaje deben ser lentos, profundos y circulares.El paciente debe estar relajado para empezar la terapia, por lo que se le recomienda tomar y soltar el aire dos o tres veces seguidas.

La reflexología acra

la-reflexologia-acra

La reflexología acra  es conocida también como acroreflexología. Se caracteriza por usar dos mecanismos de acción: el reflexoterápico o puntos topográficos y el bioenergético, que utiliza puntos “llave”, propios de la mano, que permiten focalizar la energía en ella.

Ambos mecanismos buscarán tonificar, desinflamar o sedar al paciente, según lo requiera. El principio de la reflexología acra se basa en que cada mano vale en su totalidad, como representante del cuerpo entero. La mano es recorrida por doce meridianos, con sus respectivos puntos de comando, a través de los que se puede regular la energía mediante las técnicas de la reflexología acra.

Según la acroreflexología, el dedo medio tiene su correspondencia en la cabeza y las vértebras cervicales. El dedo índice representa al brazo izquierdo y el anular al brazo derecho, mientras que los dedos meñique y pulgar a las piernas. Así, mediante la reflexología acra, al estimular estos puntos pueden conseguirse mejoras en distintos aspectos de la salud del paciente.

Reflexología auricular

 

la-reflexologia-auricular

Esta técnica recoge los principios básicos de la reflexología, aplicados al pabellón de las orejas. Es un método que ha sido utilizado por los profesionales de la acupuntura en tratamientos prolongados.

Se cree que el primero en recurrir a las orejas de manera terapéutica fue Hipócrates, quien lo utilizó para tratar la impotencia. En el siglo XVII aparecen diversas publicaciones médicas, que registran la reflexología auricular, en el tratamiento de las neuralgias ciáticas, dentales y faciales.

A partir del siglo XIX el tratamiento de la ciática mediante la reflexología auricular, se convierte en un tratamiento bastante solicitado y a la vez recomendado por los doctores. Pero, lamentablemente, la falta de estudios detallados fue disminuyendo su práctica dentro del terreno de la medicina convencional. Los acupunturistas la siguen prefiriendo, debido a que el paciente es más tolerable a las agujas en esa parte de su cuerpo, que en otras.

En el terreno de la reflexología también es muy aplicada, siendo conocida como “la acupuntura sin agujas”.

La iridología

la-iridologia

La reflexología está íntimamente relacionada con el estudio del sistema nervioso, que nos permite comprender todos los cambios que el cuerpo experimenta

La iridología es una técnica de la reflexología que diagnostica el porqué de estos cambios en el paciente a través de los patrones genéticos por medio de los colores, las formas y patrones que encuentran en el iris del paciente.

Según la iridología, el iris muestra la manera en que la persona se relaciona con los demás y su entorno, al igual que la transferencia genética de rasgos físicos y comportamientos hereditarios.

La teoría básica de la iridología radica en que los órganos internos del cuerpo necesitan una energía lumínica para poder realizar sus funciones, adecuadamente. Por lo tanto, se considera al iris como el órgano encargado de recibir la luz del exterior y trasmitirla al interior del organismo.

La facioterapia

la-facioterapia

La facioterapia es una técnica de la reflexología, fundada en Vietnam a mediados de la década de 1970. Tiene como objeto estimular, a manera de una terapia de acupuntura sin agujas, zonas y puntos de reflexión ubicados en el rostro.

Mediante estos puntos, la facioterapia busca movilizar procesos de auto-regulación en nuestro organismo. Su sistema de práctica es sencillo, comprendiendo sesiones de corta duración, que brindan efectos inmediatos.

La facioterapia fue descubierta por el doctor Bui Quoc Chau, cuando trabajaba en la acupuntura en el centro de toxicomanía de Saigón. El doctor puso en práctica con sus pacientes un método terapéutico que reunía diferentes proyecciones de la reflexoterapia, como la iriscopía, la reflexología endosal y la auriculoterapia.

El campo de acción de la facioterapia abarca el tratamiento de trastornos neurológicos, cutáneos, digestivos, circulatorios, urológicos y reumatológicos. Asimismo, contribuye a corregir patologías musculares y articulares, entre las que podemos encontrar la tortícolis, los calambres y el lumbago.

La sedación

La técnica de la sedación es una técnica de primeros auxilios propia de la reflexología , utilizada en casos de enfermedades agudas como un alivio de dolores y molestias diversas.

La técnica de la sedación se con el pulgar, aplicando el masaje directamente en la zona refleja del órgano afectado, mediante una presión dosificada sin ir más allá de lo tolerable por el paciente. El alivio deberá producirse entre los 30 segundos y el minuto y medio de ejercida la presión. En ocasiones, la técnica de la sedación, es capaz de activar las fuerzas de autocuración del organismo, superando la enfermedad.

No obstante, en la mayoría de ocasiones, el efecto que se obtiene con la técnica de la sedación es meramente analgésico, es decir, que alivia el dolor momentáneamente, más no sus causas. Existen dolencias específicas para las que es recomendada la técnica de sedación, por ejemplo: el dolor de muelas, de oído, reumatismo (lumbago, ciática), espasmos y cólicos digestivos.

¡Apúntate al estilo GuiaFitness!
Mantente al día de lo último en deporte, vida sana, alimentación, de nuestras dudas en foros. ¡Colabora y sé parte de la comunidad GuiaFitness!
2106 (C) Todos los derechos reservados