7 trucos infalibles para no aburrirte en la cinta de correr

0
Cinta de correr problemas



El running es una de las formas más eficientes de entrenar nuestro sistema cardiovascular. Desafortunadamente, también puede llegar a ser muy aburrido, especialmente cuando el mal tiempo nos fuerza a correr en una cinta estática. El truco está en distraerse a uno mismo para dar a tu mente mejores cosas que hacer que estar contando los segundos que quedan hasta finalizar el entrenamiento. Entonces, ¿qué puedes hacer para combatir el aburrimiento en la cinta de correr? Tenemos la solución para aquellos que acaban de empezar a correr en cinta, o bien, ya llevan tiempo practicando este ejercicio en el gimnasio. ¡Sigue leyendo y descubre los mejores trucos!

Cómo combatir el aburrimiento en la cinta de correr

¿Qué puedes hacer si te aburres en la cinta de correr? A continuación, encontrarás una serie de trucos para no aburrirte cuando corres en la cinta. Usa estos consejos para darle a tu cabeza un respiro ante tanta monotonía y convierte la tortura en algo más tolerable.

Entrenamiento con intervalos

En vez de correr a un ritmo constante, varía tu patrón de velocidad con diferentes ritmos. Esto puede ser tan simple como hacer un calentamiento durante cinco minutos seguido de tres series de cuatro minutos (dos minutos de ritmo intenso y otros dos a ritmo suave), seguido de otros cinco minutos de descanso.

Corre con un amigo

Si un amigo y tú pertenecéis al mismo gimnasio, colócalo en la cinta de correr más próxima a ti. Podéis motivaros el uno al otro y evitar las distracciones para hacer que el tiempo de entrenamiento pase más rápido. Al igual que los trucos para combatir el aburrimiento en el running, una ventaja de correr en la cinta con tus amigos es que no necesitáis correr al mismo ritmo, por lo que no necesariamente debéis estar en las mismas condiciones físicas.

Escucha música

Aunque el uso de auriculares cuando corremos al aire libre no es muy seguro, escuchar música en la cinta de correr puede ser una magnífica opción para combatir el aburrimiento y correr más tiempo. Selecciona canciones que te motiven y crea listas de reproducción adecuadas con música para correr, te ayudará a prevenir que mires constantemente el reloj para ver cuánto queda para acabar el entrenamiento.

Como motivarse para entrenar todos los días

Incorpora ejercicios para entrenar tu fuerza

Después de cinco minutos de calentamiento, corre a un ritmo cómodo durante cinco minutos, bájate de la cinta y realiza dos minutos de ejercicios de fuerza. Algunos ejemplos son sentadillas, abdominales, flexiones y zancadas. Intenta hacer cuatro series de entrenamiento de fuerza unido al entrenamiento cardiovascular.

Escucha audiolibros

Ya se trate de un libro de ficción, misterio o una novela jugosa, escucharla puede ayudar a mantenerte distraído y motivado durante tu entrenamiento. Cuando estés en mitad de la trama de tu libro, no querrás que el entrenamiento finalice, y cuando eso ocurra, estarás deseando volver al siguiente para continuar escuchando la historia. Existen una variedad de sitios web donde podrás encontrar audiolibros ideales para escuchar mientas corres.

Evádete de los problemas y las preocupaciones

A diferencia de correr al aire libre, correr en una cinta no requiere prestar atención a tu entorno y llevar cuidado con los coches, ciclistas, animales y otros peligros de la calle. Ni siquiera tienes que pensar sobre tu ruta. Correr en una cinta te da la oportunidad de perderte en el ritmo de tu respiración o en los pasos de tus pies. Intenta bloquear todo lo que hay alrededor y entra en un estado de paz y relajación. De esta manera, descubrirás uno de los beneficios de correr en cinta en poco tiempo.

Realiza un entrenamiento piramidal

El tiempo vuela durante este entrenamiento en cinta de correr porque estás poniendo mucha atención en tus intervalos. Después de un calentamiento de cinco minutos, corre a máxima intensidad durante un minuto, recupera durante un minuto; corre intensamente durante dos minutos, recupera dos minutos; corre intensamente durante cinco minutos y recupera durante dos minutos. Puedes darle la vuelta a este entrenamiento para hacer un entrenamiento piramidal, es decir, correr intensamente durante cuatro minutos y recuperar durante dos minutos; correr intensamente durante tres minutos y recuperar otros tres, y bajar así sucesivamente hasta llegar a un minuto. Acaba el entrenamiento con un tiempo de recuperación de cinco minutos.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No

Sobre el autor

Jose María Tovar

Graduado en Psicología por la Universidad de Murcia. Soy un apasionado del deporte y desde hace más de 10 años aprovecho mi tiempo libre para redactar artículos sobre diversas temáticas, especialmente sobre deporte y vida saludable.


87 artículos