Los mejores ejercicios que puedes hacer para tonificar los brazos en casa

0
Aparatos para fortalecer los músculos en casa

Tonificar tus brazos, eliminando la flacidez, y conseguir unos hombros redondeados y unos brazos de los que presumir, es posible con unos ejercicios muy sencillos que puedes hacer para completar tu entrenamiento en casa en cuestión de media hora y sin necesidad de desplazarte a ningún gimnasio.



Unos brazos bonitos lucen más de lo que crees. El exceso de grasa en la zona o el “descolgamiento” que se produce por el paso de los años y la falta de ejercicio, pueden hacer que tus brazos resulten poco atractivos evidenciando, además, su falta de fuerza y firmeza. Para recuperar tono muscular necesitas muy poco. Anímate a hacer los ejercicios para tonificar los brazos en casa que te proponemos y en unas semanas notarás tus extremidades superiores más firmes, potentes y con contornos más definidos.

Cómo tonificar los brazos en casa

La constancia es la clave para que tu rutina de entrenamiento para fortalecer los brazos en casa funcione y cumpla su objetivo. También lo es para aprovechar todos los beneficios de entrenar en casa. Se trata de trabajar bíceps y tríceps en la misma proporción para obtener un resultado armonioso. La mejor manera de tonificar tus brazos es repitiendo una serie de movimientos específicos que pongan a trabajar a los grupos musculares de la zona. Según tu forma física, realizar algunos de estos movimientos con mancuernas es recomendable, porque exigirán a tus músculos un esfuerzo mayor en cada entreno.

Ejercicios para tonificar brazos en casa

A la hora de hacer ejercicios para acabar con los brazos flácidos en casa, ve poco a poco. No se trata de forzar. El entrenamiento de brazos en casa da resultados sin necesidad de “machacarte” con sesiones interminables.

Pon en práctica esta rutina para fortalecer los brazos en casa dos veces por semana, haciendo entre 5 y 10 repeticiones de cada ejercicio, en 2 – 3 sesiones. Si te lo propones, en un mes tendrás resultados visibles y energía de sobra para cargar o sujetar cualquier cosa que se tercie. ¿Empezamos?

  1. Elevación de brazos. Tan sencillo como efectivo. De pie, con las piernas ligeramente separadas y los brazos pegados a tus costados, súbelos horizontalmente hasta que lleguen a la altura de tus hombros manteniendo las muñecas hacia abajo. Aguanta la posición y desciende. Si quieres, prolonga el ejercicio elevando los brazos por encima de tu cabeza. En este caso, serían dos movimientos que debes marcar debidamente: primero brazos en cruz y luego palmas unidas a la altura de la cabeza (press). Con una mancuerna en cada mano aumentarás la intensidad.
  2. Curl con o sin pesas. Es un ejercicio básico para entrenar brazos en casa. Con él trabajas tus bíceps de manera intensa logrando afinar y moldear tus brazos con un gesto sencillo. De pie o sentada, dobla los codos flexionado tus brazos sin despegarlos del costado. Cierra los puños y llévalos a tus hombros. Ve subiéndolos y bajándolos a ritmo ligero y, si lo haces sujetando un peso, una mancuerna (o un bote de conserva), mucho mejor.
  3. Fondos de tríceps. Solo necesitas una silla, una mesa baja o un banco para darle duro a tus tríceps y lograr así un equilibrio ideal con el ejercicio anterior (bíceps). De espaldas a la silla, apoya las palmas de tus manos en el asiento. Debes mantener las piernas juntas y flexionadas. En esta posición, (sin que tus glúteos toquen el asiento) desciende intentando tocar el suelo, ¡ojo, sin doblar los codos hacia los lados! Notarás claramente la tensión en tus brazos. ¡Continúa!
  4. Flexiones. Cuestan un poco pero no pueden faltar en una rutina de entrenamiento para fortalecer los brazos en casa. Tumbada boca abajo, apoya las palmas de tus manos en el suelo a la altura de los hombros. Intenta subir, estirando los brazos y manteniendo el tronco recto. Si las flexiones te resultan demasiado exigentes, prueba a hacerlas de pie, con las palmas apoyadas en una pared que deberás empujar con todas tus fuerzas. Trabajo de brazos exigente aunque no lo parezca. Asegúrate de contar con todos los accesorios para hacer flexiones en casa de forma cómoda.
  5. Giros. Termina con este sencillo ejercicio para tonificar brazos en casa. De pie con los brazos en cruz y las palmas hacia afuera (como si empujases dos paredes), haz giros pequeños, como mínimo 5 hacia adelante y 5 hacia detrás. ¡Funciona!
¡Apúntate al estilo GuiaFitness!
Mantente al día de lo último en deporte, vida sana, alimentación, de nuestras dudas en foros. ¡Colabora y sé parte de la comunidad GuiaFitness!
2106 (C) Todos los derechos reservados