HIIT en running

0
HIIT corriendo

El running es otro de los deportes que más de moda se ha puesto últimamente para activar el cuerpo y comenzar a hacer algo de ejercicio. Si quieres añadirle la alta intensidad, y sacarle el máximo rendimiento a tus entrenamientos runner, con rutinas de HIIT lo conseguirás y completarás los beneficios que te aporta correr.

Puedes realizar este entrenamiento de HIIT en casa, en el gimnasio o al aire libre, solo necesitas tener ganas de sudar la gota gorda y llevar a tu cuerpo al máximo de su Frecuencia Cardíaca Máxima (80-90%).

Antes de comenzar, y como siempre antes de que vayas a realizar ejercicios a  intervalos de alta intensidad, calienta lo suficiente y no empieces directamente con el HIIT. Una vez has terminado tu calentamiento, se acabó lo relajado para dar paso a las series de alta intensidad.



Corre un minuto a sprint, a tope y descansa corriendo dos minutos a un ritmo relajado para recuperarte del esfuerzo que acabas de realizar. Repite esta serie unas cuatro veces y verás que tu agotamiento ha merecido la pena y pronto contemplarás los resultados que esperabas: vas a perder más grasa que antes y mejorarás tu resistencia de cara a tus próximas carreras, y en menos de 15 minutos.

Vuelve a la calma, estira y recupera, y ya sabes que puedes correr en la cinta de tu casa o de tu gimnasio o en el parque si lo prefieres. Lo ideal para maximizar los beneficios de este entrenamiento es practicarlo tres veces por semana días alternos y combinarlo con ejercicios que tonifiquen tu musculación o cardio a baja intensidad, además de con una dieta para perder peso.

HIIT en máquina de correr

HIIT en running para principiantes

Si este entrenamiento de alta intensidad es demasiado duro para ti, no te preocupes, hay alternativas para principiantes que consisten básicamente en reducir la duración de los intervalos de alta intensidad, por ejemplo a 30 segundos, o aumentar los de intensidad baja un poco más, pero recuerda: no se trata de descansar del todo en los períodos de bajada de ritmo, el objetivo es reducir pulsaciones para volver a poner a tu cuerpo al máximo. No repitas la serie más de tres veces.
¿Te has empapado de sudor? Entonces tienes que seguir realizando así tu entrenamiento de HIIT en running. ¡Ánimo!

 

¡Apúntate al estilo GuiaFitness!
Mantente al día de lo último en deporte, vida sana, alimentación, de nuestras dudas en foros. ¡Colabora y sé parte de la comunidad GuiaFitness!
2106 (C) Todos los derechos reservados