Embarazo y deporte

0
El running durante el embarazo: qué debes tener en cuenta

Para practicar ejercicio físico y deportes mientras dura el embarazo, hay que tener en cuenta algunas recomendaciones. Lo ideal es realizar ejercicios y deportes suaves una hora diaria, descansando un o dos días a la semana. Se deben evitar los deportes de contacto y de lucha, ya que un golpe o lesión puede ser muy grave para la madre o el bebé. Además, recuerda que no puedes hacer ejercicio con la misma intensidad y frecuencia en el primer trimestre que en el segundo o tercer periodo. Y siempre consulta con tu médico antes de empezar a ejercitarte.

Sí, son compatibles el embarazo y el ejercicio

Ahora que ya sabes que el deporte durante el embarazo es aconsejable siempre bajo una serie de directrices y recomendaciones, debes conocer por qué las actividades físicas son muy recomendables en tu estado. Por un lado para que vigiles tu aumento de peso en el embarazo y por otro lado para que tanto tu peque como tu disfrutéis de todos los beneficios del deporte en el embarazo. Entre otros destacamos que: mejorarás tu condición física y cardiovascular, te prepararás mejor para el parto, controlarás el peso y mejorará tu autoestima. Con la gimnasia prenatal fortalecerás tu suelo pélvico y trabajarás la respiración algo muy importante en el trabajo de parto.

Además puedes realizar ejercicios para relajarte en el embarazo y eliminar el estrés o la ansiedad que se sufre en esta etapa, el deporte es una vía que sirve para desconectar y relajarse así que no esperes más y empieza ya.



No olvides que durante esta fase de tu vida tu organismo va pasar por una serie de cambios físicos y hormonales para crear el ambiente óptimo para el desarrollo del bebé. Y estos cambios en gran parte van a condicionar el tipo de deporte que puedes practicar y la intensidad.

Antes de practicar cualquier deporte en el embarazo deberías consultarlo con tu médico y seguir al pie de la letra todas sus indicaciones.

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No