Running en la playa: lo que deberías saber antes de correr por la arena

0
Ventajas e inconvenientes de correr por la playa

Correr por la playa es cada vez más habitual. La fiebre del running ha llegado a nuestras playas, y con tantos kilómetros de arenales como tenemos en España cada vez son más los que aprovechan para disfrutar de los beneficios de correr en las playas. Si has empezado a correr recientemente, debes saber que es una actividad muy beneficiosa siempre que sepas cómo hacerlo, pero también es cierto que existen una serie de peligros de correr por la playa a los que no siempre prestamos la atención que se merecen, ya que correr en la playa y sobre otras superficies es totalmente distinto.

Las ventajas de correr por la playa que más te sorprenderán

Rodar junto al mar nos permite disfrutar de la brisa marina y del romper de las olas, una banda sonora única difícil de encontrar en cualquier otro lugar. Por la peculiar superficie sobre la que nos ejercitamos, una de las grandes ventajas del running en la playa es el fortalecimiento del tren inferior: tobillos, gemelos y cuádriceps harán un esfuerzo mayor del habitual, ganando fuerza y ayudándote en la prevención de lesiones y las temidas agujetas.También fortalecerás la musculatura del pie, algo que no siempre trabajamos.

Es importante conocer los pros y contras de correr por la playa: por un lado, nos permite fortalecer todo el tren inferior y mejorar la respiración, pero, por otro lado, supone un mayor castigo para las articulaciones de los pies y acentúa la deshidratación.

Correr por la playa también nos ayuda a mejorar la respiración: la temperatura es más suave, la presión baja y la humedad elevada, lo que facilita el transporte de oxígeno y supone una mejor respiración. Otro de los protagonistas del running playero es el yodo, un mineral presente tanto en la arena como en el ambiente que estimula la tiroides acelerando el metabolismo y quemando más calorías que en cualquier otro terreno. Por último, nada como acabar un entrenamiento metiendo las piernas en el agua del mar para relajarnos.

Los peligros de correr por la playa que debes conocer

Pero correr sobre la arena de la playa también tiene sus riesgos, y es algo a tener en cuenta. Por ejemplo, la irregularidad del terreno, los hoyos que puede haber, sus desniveles y los obstáculos naturales hacen que la pisada no sea tan natural como cuando corremos sobre suelo firme. Esto supone un castigo mayor sobre tendones y articulaciones, así que si en los últimos 3 meses o medio año has sufrido alguna lesión en rodillas o tobillos deberías evitar el running por la playa, por mucho que estés recuperado, ya que podrías recaer.

Otro riesgo de correr por la playa es la deshidratación, que se acelera por culpa de la humedad. Es casi obligatorio llevar agua para rehidratarnos. También debes ser consciente de que corriendo por la playa gastaremos mucha más energía que si salimos a rodar en otra superficie, así que regula el ritmo. Si vas a la velocidad habitual la fatiga aparecerá mucho antes, pronto bajará tu rendimiento y es fácil que aparezca la frustración. Como siempre que introducimos novedades, lo ideal es incrementar el ritmo progresivamente.

Running playa: beneficios

Algunas recomendaciones antes de correr por la playa

Uno de los grandes debates es si es mejor correr por la playa descalzo o con zapatillas. Si has tenido problemas en tus articulaciones, lo ideal es hacerlo con zapatillas; pero uno de los mejores consejos para correr en la playa para corredores expertos es hacerlo descalzos, una modalidad que se conoce como barefoot running. Eso sí, lo haremos por la parte de la arena húmeda, junto al mar, mucho más firme que la arena seca y blanda. Consulta las mareas para descubrir cuándo baja y aprovechar esa arena húmeda.

En cualquier caso, si quieres aumentar la intensidad del entrenamiento puedes rodar por la arena húmeda y salir a la seca en intervalos de 30 o 60 segundos. Ya hemos dicho que no puede faltar el agua, y entre las recomendaciones para correr en la playa tampoco puede faltar el protector solar, que evitará que nos quememos. Aunque puedes guiarte por las mareas, el mejor momento para correr por la playa en verano es a primera hora del día, antes de las 9 de la mañana.

¡Apúntate al estilo GuiaFitness!
Mantente al día de lo último en deporte, vida sana, alimentación, de nuestras dudas en foros. ¡Colabora y sé parte de la comunidad GuiaFitness!
2106 (C) Todos los derechos reservados