Natación y problemas cardiovasculares

0
grupo-natacion-cardiopatia

La práctica de la natación es valiosamente aconsejable en personas con problemas cardiovasculares.

grupo-natacion-cardiopatiaSi hablamos de cuál de los cuatro estilos de natación es el que más favorece al individuo cardiópata, ese es la braza. Eso sí, siempre y cuando, lo haga dentro de sus restricciones. Sin embargo para preservar los resultados positivos de su práctica, la natación debe realizarse de manera regular.

Antes que todo, es necesario que el paciente sepa cuál es la patología que sufre y ver las restricciones que significa su cardiopatía para luego recién comenzar un programa de adiestramiento en natación o cualquier otra disciplina deportiva. Por eso, debe someterse a un reconocimiento cardiológico antes con la intención de saber su límite, el mismo que no debe exceder  del 85 por ciento de la frecuencia cardiaca máxima.

Por otra parte, es necesario que los pacientes sean supervisados y naden en piscinas. Nunca la persona cardiópata debe atreverse a nadar en lagos ni mar adentro, tampoco en solitario ni acompañado por personas inexpertas.

En casos que haga mucho calor, la persona con dificultades cardiovasculares debe ser principalmente cuidadosa, ya que es principalmente sensible a las variantes bruscas de temperatura.

Por eso, debe efectuarse un calentamiento previo y un enfriamiento después, más extenso que en el resto de los deportistas, ya que los dispositivos de adaptación tardan mucho más en ponerse en marcha en esta clase de pacientes.